Los 10 ejercicios de cross training más efectivos para ponerse en forma

El mundo del fitness está viviendo una auténtica revolución con el cross training. Cada vez son más los deportistas que recurren a este método de entrenamiento y los gimnasios reciben más y más interesados en esta modalidad. ¿Por qué esta fama? El cross training permite ejercitar todos los músculos de forma simultánea a través de ejercicios funcionales y de una forma amena que se aleja de la monotonía.

cross-training

Ya os hablamos de los beneficios del funcional training, pero hoy queremos ir un paso más allá, y mostramos una rutina de ejercicios de cross training para poner tu cuerpo a punto.

Antes de comenzar a enumerar los diferentes ejercicios de cross training, recuerda que es fundamental un calentamiento previo para evitar lesiones y una hidratación constante del cuerpo. ¡Y descansar! Después de cada vuelta de ejercicios, deja que tu cuerpo repose durante unos minutos antes de volver a la intensidad del entrenamiento. Pasate por nuestra sección de Fitness y Training para descubrir el material que necesitas.

Y ahora… al lío. Tómate tu tiempo para entender cada uno de los ejercicios de cross training que te proponemos a continuación. Atento, porque muchos de ellos no necesitan ningún elemento y puedes hacerlo perfectamente en casa.

BURPEE

El burpee es uno de los movimientos básicos del fitness y un ejercicio de cross training muy efectivo. Para realizarlo correctamente, es fundamental comenzar el ejercicio de pie. Con una distancia entre los pies igual a la de los hombros, agáchate apoyando las manos en el suelo. Acto seguido, estira  las piernas y ponte en posición de hacer una flexión. Una vez hecha, cambia el orden de los ejercicios: flexiona las rodillas y levántate dando un salto.

SENTADILLAS

¿Quién no odiaba las sentadillas en clase de gimnasia? Cansan, sí, pero ejercitan nuestro cuerpo de manera uniforme. ¿Cómo se hacen correctamente? Separa tus piernas con una distancia algo mayor que la existente entre nuestros hombros  y si deseas un mayor equilibro, coloca los brazos estirados hacia delante. Las rodillas no deben sobrepasar las puntas de los pies, bien fijados en el suelo, así que debemos bajar los glúteos hacia atrás con la mirada al frente. Para subir, realiza el movimiento inverso.

FLEXIONES

Las flexiones son uno de los ejercicios de cross training más conocidos por todo el mundo. Colócate sobre una esterilla boca abajo y pon tus brazos estirados y separados y mantén tus pies juntos. Desciende hasta que el pecho toque el suelo y vuelve a la posición original.

ALETEO DE PIERNAS

¡De vuelta a la esterilla! Túmbate boca arriba, y coloca tus brazos extendidos a los lados del cuerpo para esconder las manos bajo los glúteos. En esta postura, eleva tus piernas y tu cabeza, y comienza a levantar los pies con movimientos alternos: primero uno, y luego el otro.

PLANCHA

¡Un ejercicio sin movimiento! Pero funciona con la técnica adecuada. En posición de flexión, doblamos los brazos para apoyar los antebrazos y los codos sobre la esterilla, alineados con los hombros. El cuerpo debe formar una línea recta desde los pies hasta la cabeza. Para realizar este movimiento, debes contraer los músculos del abdomen durante el tiempo que dure cada repetición.

ABDOMINALES EN V

Túmbate sobre la esterilla boca arriba, con la mirada fija en el techo. Estira tus pies y extiende tus brazos por encima de la cabeza, en dirección opuesta a los pies, con las palmas de las manos hacia arriba. Con la espalda siempre recta, eleva tus piernas y tus brazos hasta conseguir que las manos toquen las puntas de los pies. ¡Es un ejercicio complicado!

ZANCADAS CON PESO

Busca algo que pese un poco. Si estás en un gimnasio, hazte con un disco, y si te encuentras en casa, coge el típico montón de libros abandonados de la estantería. Y paséate. Sí, paséate. Extiende los brazos hacia arriba con el objeto pesado sobre la cabeza y empieza a dar zancadas. Con cada paso, flexiona la rodilla de la pierna trasera hasta que toque el suelo.

SALTOS DOBLES

Coge una cuerda, porque toca saltar. El salto doble se produce cuando al dar un salto, la cuerda pasa por debajo de los pies en dos ocasiones.

BOX JUMP

En este ejercicio necesitarás una caja. A una distancia cómoda de la caja, separa tus piernas a la altura de los hombros y flexiónalas un poco. Haz una sentadilla moviendo los brazos hacia arriba y da un salto para aterrizar sobre la caja. ¡Pero cuidado! Hazlo con suavidad, toma tierra con delicadeza y flexionando de nuevo las rodillas en cuanto tus pies toquen la caja. Para bajar, utiliza la misma técnica.

LEVANTAMIENTO DE PESO MUERTO

Pon una barra en el suelo y separa ligeramente las piernas a una distancia lo más corta posible entre la barra y tu cuerpo. Flexiona las rodillas y sujétala con las palmas hacia dentro. Incorpórate, estirando las rodillas, manteniendo la espalda recta y con los brazos completamente estirados.

¡Anímate a ir más allá! Pásate por nuestra sección de artículos para training y no lo pienses ni un segundo más: súmate a la fiebre del cross training con estos ejercicios y comparte con la comunidad de Movimiento Base los resultados.  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *