Historia del baloncesto

Los orígenes del baloncesto se remontan muchos años atrás. En la época de los mayas se practicaba el pok-a-pok, un juego en el que se utilizaba una pelota maciza de caucho que debía golpearse con los muslos y las caderas, y los perdedores eran sacrificados para ofrecerlos a los dioses.

No obstante, el básquet, tal y como lo conocemos ahora, nació en 1891 en Estados Unidos, de la mano de James Naismith, profesor de Educación Física en la Universidad de YMCA, Springfield (Massachussets). Naismith quería inventar un deporte que pudiera practicarse en el gimnasio, para pasar los duros y fríos días de invierno. Observó los deportes que había entonces -el rugby, el béisbol, el fútbol, etc.,- basados principalmente en la fuerza o el contacto físico y pensó en uno que requiriese más destreza.

El profesor pidió al conserje unas cajas de 50 centímetros de diámetro y lo que obtuvo fueron dos cestas de melocotones que hizo colgar a cada lado de la pista del gimnasio, a 3,05 metros de altura. Fue así como surgió el nombre de basketball, palabra inglesa que define el objetivo del juego: introducir la pelota dentro de una cesta.

Naismith diseñó trece reglas alrededor de este nuevo deporte. Como tenía 18 alumnos, los equipos de baloncesto estaban compuestos por nueve jugadores cada equipo. Después pasaron a ser siete miembros, para acabar siendo cinco.

Con el tiempo las cestas de melocotones se convirtieron en aros metálicos con una red sin fondo. Y, también, surgieron los tableros, donde se colgaban las canastas.

El baloncesto cuajó rápidamente en EEUU y no tardó en dar el salto a Europa. Fue un deporte de exhibición en los Juegos Olímpicos de Ámsterdam (1928) y de Los Ángeles (1932), pero en los Juegos Olímpicos de Berlín (1936) Naismith tuvo la oportunidad de ver cómo el deporte que él creó se convertía en categoría olímpica. El baloncesto femenino tuvo que esperar unos años más, hasta 1976 para ser admitido como deporte olímpico.

Así es como poco a poco este deporte fue haciéndose un hueco a nivel mundial y, actualmente, el baloncesto cuenta con gran difusión en diferentes países, siendo uno de los deportes con más participantes y competiciones regulares en distintas zonas del mundo.

¿Y tú? ¿Juegas a baloncesto a menudo, o sólo con pelotas de papel y papeleras?

Esta entrada ha sido etiquetada .

Sobre Movimiento Base

Todos los que estamos en Base amamos el deporte. Y ese sentimiento es lo que nos impulsa a trabajar con entusiasmo y a transmitir en todo lo que hacemos, la pasión que nos mueve por él. Una marca que se expresa con alma de deportista: hablamos de retos, metas, desafíos y sueños.

21 pensamientos sobre “Historia del baloncesto

  1. yolo

    Yo, generamente hago mucho deporte. Juego a basquet en un equipo federado. En el colegio juego a futbol y me dicen que si juego a futbol en algun equipo, pero no es asi. Tambien suelo entrenar atletismo y cuando veo una carrera apta para mi, la corro. En el colegio hago natación como asignatura.
    Soy muy deportista y espero seguir siendolo el resto de mi vida!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto dar mis datos para participar en la noticia

Responsable del fichero: BASE: DETALL SPORT, S.A; Finalidad: envío de información sobre productos y servicios propios al Usuario; Legitimación: Consentimiento; Destinatarios: No se comunicarán los datos a terceros; Derechos: acceso; rectificación; supresión; limitación del tratamiento; portabilidad de los datos; oposición, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. Puedes consultar información adicional y detallada en nuestra Política de privacidad.